.

Las alergias oculares se adquieren por el medio ambiente u otros alergenos

La alergia ocular es una respuesta exagerada del sistema inmunológico del ojo a un alergeno. En la estación invernal el ojo recibe a los alergenos en mayor proporción.

Picazón, ardor, fotofobia, molestias, sensación de cuerpo extraño y sequedad son algunos de los síntomas que pueden afectar a niños, jóvenes o adultos.

Frotarse los ojos todo el tiempo porque hay picazón se debería a una alergia o una infección ocular. Además del escozor se produce también lagrimeo que con el contacto de la mano genera secreciones. Cuando el ojo se torna rojo se debe a que está en el momento agudo de la alergia.

La alergia ocular se produce en la parte interna (conjuntiva) o en la parte de la piel de los párpados siendo esta una alergia dermatológica.

Hay alergias adquiridas con el tiempo a la humedad, al aire acondicionado, plantas y otros alergenos. Las personas con asma o rinitis alérgica, pueden también  tener alergias oculares. Asimismo hay alergias oculares medicamentosas por un tratamiento de ojo seco debido a que las lágrimas artificiales tienen preservantes.

Cuando la mucosidad de los ojos es transparente se trata de una alergia ocular, pero si es amarillenta o verdosa es una infección. Las personas que usan lentes de contacto también pueden hacer alergias oculares por los líquidos que se usan y muchas veces deben dejar de usar los lentes permanentemente.

De presentar algunos de estos síntomas es recomendable no frotarse los ojos porque se puede agudizar la afección, es mejor parpadear fuerte o lavarse con agua. Acude al médico quien determinará si es una infección o una alergia ocular.

 

.

{ Comments on this entry are closed }

.

Aconsejan que niños vean al oculista antes del primer año

Cataratas. Cuanto antes se detecten mejor se podrá desarrollar la vista

Realizar un estudio oftalmológico a bebés recién nacidos podría ayudar a detectar más cataratas congénitas y mejorar resultados en tratamientos, señalan especialistas en Oftalmología pediátrica. El MSP lo… exige recién desde los tres años.

Se estima que entre 17% y 20% de los niños uruguayos tiene algún problema visual que sus padres desconocen, de acuerdo a dos investigaciones realizadas por la Facultad de Medicina y la clínica Oftalmología Privada en los últimos años. Es decir, casi dos de cada cinco niños tiene problemas en la vista y sus padres no lo saben.

Osvaldo Borrás, coordinador de Oftalmología Pediátrica de la Asociación Española y uno de los responsables de la clínica Oftalmología Privada, apunta que es muy difícil explicitar qué cantidad de estos problemas corresponden a cataratas. De todas formas, hay datos internacionales que de acuerdo al experto ilustran la realidad uruguaya: la incidencia de la enfermedad (cantidad de casos por año) es de entre 1 y 15 cada 10.000 niños.

Aunque las cataratas suelen asociarse con los ancianos y se tornan más frecuentes con el paso de los años, hay niños que también las sufren.

¿Qué son? Las cataratas aparecen cuando el cristalino -lente que enfoca la luz captada por el ojo- se opaca. Es como cuando los lentes se empañan. La consecuencia es que la luz no ingresa al globo ocular como debería y la imagen que se proyecta sobre la retina es difusa.

Una de las particularidades de la enfermedad cuando afecta a las niños, especialmente si son muy pequeños, es que es difícil distinguir qué y cómo ven.

De ahí que Borrás resalte que sería muy recomendable realizar un screening en todos los niños recién nacidos para descartar, o detectar, este problema. Miguel Zilberglajt, presidente de la Asociación Uruguaya de Oftalmólogos coincide con él. “Habría que ver a todo niño antes del año, y mejor si es antes de los seis meses”, considera Zilberglajt, ex profesor adjunto de la Cátedra de Oftalmología de la Universidad de la República.

El Ministerio de Salud Pública establece en el carnet del niño y de la niña que las consultas oftalmológicas deben ser realizadas a los tres, cinco y 12 años. Consultado por El País sobre si el MSP evaluaba exigir los controles antes de los tres años, el director de la Niñez del MSP, Gustavo Giachetto, se limitó a señalar que “lo recomendado” está en el “carné del niño y la niña. No es precisamente eso”.

En bebés prematuros los controles sí son más exigentes. Los menores de 28 semanas de edad gestacional (7 meses) o peso menor a 1.500 gramos deben ser sometidos a un primer control a las tres semanas del nacimiento. Y si nacen entre las 28 y las 32 semanas las consultas son obligatorias a partir del mes.

¿Por qué es tan importante intentar detectar la enfermedad lo antes posible? Principalmente por dos razones: las cataratas pueden causar ceguera y, si no se corrigen antes de los seis o siete años, la visión no llegará nunca a desarrollarse correctamente.

CÓMO DETECTARLA. Lo que el oftalmólogo busca en la consulta es el “reflejo rosado pupilar”. “Es lo que vemos cuando sacamos una foto con flash y aparecen las pupilas rojas”, ilustra Borrás. “La ausencia de reflejo rosado denuncia una alteración ya sea en el cristalino (catarata) o en la retina (podría ser un tumor)”, agrega Borrás, cirujano oftalmológico.

“En fotos de frente del bebé si (el reflejo rosado) sale en un ojo y no en el otro debería ser motivo de consulta”, comenta el especialista. Aunque admite que el reflejo puede no aparecer por otras causas apunta que “es un signo de alerta”.

Cuando el niño tiene cataratas lo que suele aparecer en su pupila es una mancha blanca, algo que muchas veces puede percibirse.

Otro síntoma que puede indicar la presencia de la enfermedad es el “nistagmus”, movimiento incontrolado e involuntario de los ojos, en sentido lateral o rotatorio. La ausencia del seguimiento con la mirada (reflejo que se termina de establecer a los tres meses de vida), el estrabismo (desviación de la vista) y la molestia frente a la luz (fotofobia) también pueden ser indicadores.

Según Zilberglajt lo exacto de porqué aparece la enfermedad se desconoce. Pero hay patologías que pueden provocarlas como la galactosemia -alteración de una enzima que procesa lácteos- y la rubéola. También pueden ser consecuencia de complicaciones en el canal de parto, infecciones intrauterinas y alteraciones cromosómicas. En algunos casos aparecen al nacer (congénitas) y en otros durante el crecimiento. Los antecedentes de cataratas congénitas en la familia son otro factor de riesgo.

TRATAMIENTO. La recuperación es una combinación entre intervenciones, lentes, oclusión de los ojos y control del desarrollo de la vista. En suma, debe integrar esfuerzos del médico, de los padres, y del niño.

Para Zilberglajt es importante que las familias comprendan esto. “Es un tratamiento de seis años”, advierte el técnico. Es decir, hay que hacerlo durante todo el proceso de desarrollo de la visión.

No todas las cataratas necesitan cirugía. Según Zilberglajt solo las requieren las que son visualmente incapacitantes. En las otras se vigila que la agudeza visual no disminuya.

En aquellos que sí necesitan cirugía, el cristalino opaco es reemplazado por un lente intraocular. La intervención suele realizarse recién después del año, para que los órganos estén más desarrollados.

Después de la operación el comportamiento de los niños suele modificarse. Zilberglajt recuerda haber operado niños menores de cuatro años que se frotaban los ojos y estaban tristes, “como apagados”. Según cuenta dejaron de estarlo.

Borrás apunta que a veces la cirugía es exitosa pero el desarrollo posterior no. Cuando las cataratas están en un solo ojo el cerebro tiende a “elegir” el ojo sano; el que fue operado no es estimulado y la visión no se desarrolla igual de los dos lados. Ahí es donde entran los padres tapando el ojo sano y asegurando que el niño no se quite el parche, ya que si lo hacen pueden poner en riesgo su vista, asegura Zilberglajt.

Lejos de lo que podría pensarse, el pronóstico es mejor cuando las cataratas están en los dos ojos porque, tras la intervención, se desarrollan simultáneamente. Algunos niños necesitan también usar lentes convencionales para ver de cerca.

 

{ Comments on this entry are closed }

 

Crean en Cicese fármaco para combatir el glaucoma

elvigia.net

Científicos mexicanos podrán –literalmente- hacer ver mejor a los seres humanos, mediante un medicamento que combate los efectos causados en los ojos por la retinopatía diabética y el glaucoma.

Además los beneficios de esos trabajos podrán aplicarse internacionalmente gracias el sistema de vinculación establecido entre investigadores y el sector privado, lo que permitirá su distribución en Europa, Estados Unidos y América Latina.

Alexei Licea Navarro, investigador y director de la División de Biología Experimental y Aplicada del Centro de Investigación Científica y Educación Superior de Ensenada (Cicese), encabezó las labores que permitió crear el innovador fármaco.

Al recibir el pasado jueves 4 de diciembre el Premio Estatal de Ciencia y Tecnología 2014, Licea Navarro dijo: “Esperamos que esas personas con glaucoma o retinopatía diabética puedan estarse aplicando estas gotitas en los ojos para detener el proceso de ceguera”.

Entrevistado al respecto explicó en forma general en lo que consiste la investigación desarrollada: “Se trata de una proteína que inhibe la formación de nuevos vasos sanguíneos, la persona diabética que no se controla bien se le empiezan a crear nuevos vasos sanguíneos, lo que va afectando su visión. Actualmente se brindan algunas terapias consistentes en inyecciones las que se aplican directamente en el ojo.”

{ 0 comments }

 

Un mal uso de las lentillas puede provocar ceguera

muyinteresante.es

El CDC (Centro de Control y Prevención de Enfermedades) ha advertido en su último informe que un cuidado y uso no adecuados de las lentes de contacto o lentillas pueden llegar a producir ceguera. El estudio ha sido publicado en Morbidity and Mortality Weekly Report.

La queratitis es una inflamación que afecta a la córnea y que produce un intenso dolor ocular, enrojecimiento, lagrimeo y fotofobia. En última instancia suelen aparecer úlceras que pueden provocar una disminución parcial o total de la visión. El informe del CDC explica una de las principales razones de la aparición de queratitis se produce por el uso (o mejor dicho, mal uso) de las lentes de contacto.

Un uso indebido de las lentes de contacto aumenta el riesgo de queratitis y, por tanto, también de ceguera, según explica la coautora del estudio, Jennifer R. Cope: “Las lentes de contacto ofrecen a sus portadores buena vista sin la molestia de las gafas, pero también pueden hacer que los usuarios sean más propensos a la infección si no son cuidadosos. Los usuarios deben seguir las precauciones de higiene y cuidado cada vez que las usan para ayudar a mantener sus ojos sanos”.

Las causas más frecuentes de aparición de la queratitis son: la falta de higiene de las mismas, el uso excesivo de las lentillas pasado el tiempo predefinido de uso o dormir con las lentillas por la noche. Todas estas situaciones conforman factores de riesgo, por lo que el CDC recomienda seguir buenos hábitos tanto de higiene como de uso para evitar complicaciones con nuestros ojos.

{ Comments on this entry are closed }

.
Más mujeres que hombres afectadas por ceguera

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señaló que de las 45 millones de personas ciegas en el mundo, más del 60 por ciento son mujeres, debido a que ellas son más longevas y hay factores intrínsecos al género, que pueden predisponerlas a padecer problemas visuales.

Los datos de la OMS añadieron que también existen condiciones médicas prevalentes en la población femenina como las enfermedades autoinmunes (lupus y artritis reumatoide) que pueden causar inflamación del nervio óptico y/o sequedad del ojo, afectando la visión.

En este marco, la OMS señaló que las cifras internacionales muestran que dos tercios de las personas ciegas son mujeres.

Nancy Muñoz, adscrita al departamento de Oftalmología del Hospital Central Militar de México, destacó en el informe internacional que “los cambios hormonales en la mujer también pueden provocar alteraciones fisiológicas y visuales”.

Muñoz insistió en “la importancia de realizar un control oftalmológico anual para controlar la salud visual y poder detectar alteraciones, para que puedan ser tratadas y evitar patologías de la vista que pueden causar casos de ceguera”.

Para conservar la salud de los ojos, se recomienda ingerir alimentos sanos y tener una dieta balanceada, no fumar y utilizar una iluminación apropiada en el hogar y áreas de trabajo.

También, los especialistas aconsejan hacer ejercicios regularmente, controlar enfermedades como la diabetes y usar anteojos de manera diaria que ayuden a proteger los ojos de los rayos UV y del deslumbramiento, que deterioran la calidad visual.

Ernesto Ferrer, presidente del Consejo Argentino de Oftalmología (CAO), indicó que “Argentina no cuenta con una estadística sobre la incidencia de las alteraciones visuales por sexo”.

Pero señaló que “la experiencia médica indica que la proporción de disminuciones visuales y ceguera es casi igual, tanto en hombres como en mujeres”.

Reconoció que hay degeneraciones maculares relacionadas con la edad o la enfermedad de catarata, que “si no se tratan pueden causar una importante disminución visual, pero también hay factores que pueden predisponerlas y están relacionados con otras enfermedades, en vez de con la edad como se cree habitualmente”.

En ese sentido, insistió en la importancia de “controlar el estado de la vista con una visita al oftalmólogo cada año porque hay enfermedades que pueden causar ceguera y si se tratan detectándose sobre todo a tiempo, se puede evitar ese cuadro”.

Por su parte, David Pelayes, director del Centro de Investigaciones Aplicadas y Alta Complejidad Oftalmológica de la Universidad Maimónides y jefe de Retina del Hospital Durand, aconsejó que “a partir de los 60 o 65 años, todas las personas tendrían que hacerse un control oftalmológico ante la posibilidad de que puedan detectarse casos de degeneración macular y porque la pérdida de la visión central repercute enormemente en la calidad de vida del paciente”.

 

.

{ Comments on this entry are closed }

¿Adiós a las gafas para leer?

by oftalmologo on 22/10/2014

in Oftalmologia

 

¿Adiós a las gafas para leer?

Un dispositivo ocular implantable se muestra promisorio en un ensayo preliminar, afirman unos investigadores

healthfinder.gov

Un nuevo dispositivo ocular implantable podría hacer que las gafas para leer sean cosa del pasado, informan unos investigadores.

En muchas personas mayores de 40, la vista de cerca se cansa (presbicia), lo que dificulta ver de cerca. La afección afecta a más de mil millones de personas en todo el mundo.

Entre los nuevos productos diseñados para tratar la afección se encuentra un delgado anillo que se inserta en la córnea del ojo, que ajusta la profundidad del campo para permitir a una persona con presbicia ver de cerca y de lejos. El dispositivo KAMRA se puede implantar en unos 10 minutos, solo con anestesia local, según sus desarrolladores.

El dispositivo se evaluó en más de 500 pacientes de 45 a 60 años de edad, que tenían presbicia pero no eran miopes. Tres años de seguimiento mostraron que el dispositivo permitió a un 83 por ciento de los pacientes ver con una vista de 20/40.

Esto significa que podían leer un periódico o conducir un vehículo sin lentes correctoras, según el estudio publicado el sábado en la reunión anual de la Academia Americana de Oftalmología (American Academy of Ophthalmology), en Chicago.

Si se presenta alguna complicación, el dispositivo se puede sacar, lo que lo convierte en un tratamiento reversible. Eso no ocurre con algunos otros tratamientos para la presbicia, anotaron los investigadores.

“Se trata de una solución que de verdad ofrece una visión de cerca que hace una transición fácil a la visión de distancia”, comentó en un comunicado de prensa de la academia el autor del estudio, el Dr. John Vukich, profesor clínico adjunto de oftalmología y ciencias de la visión en la Universidad de Wisconsin, en Madison.

“Los implantes en la córnea representan una magnífica oportunidad para mejorar la visión, con la red de seguridad de poder sacarlos”, añadió.

El KAMRA está disponible en Asia, Europa y Sudamérica, pero aún no ha sido aprobado para Estados Unidos. También se están desarrollando dos tipos más de implantes en la córnea para el mercado de EE. UU.

Los datos y conclusiones de investigaciones presentadas en reuniones normalmente se consideran como preliminares hasta que se publiquen en una revista médica revisada por profesionales.

{ Comments on this entry are closed }

.

El sol afecta tanto a la piel como a los ojos

La Secretaría de Salud informó que la radiación ultravioleta afecta más a la piel que a los ojos, no obstante, las personas sensibles pueden presentar molestias en los ojos como enrojecimiento, lagrimeo o un cuadro de conjuntivitis.

Anselmo Fonte, jefe de Unidad en el Servicio de Oftalmología del Hospital General de México, recomendó a la población no preocuparse por la exposición de los rayos ultravioleta, ya que sólo producen algunos efectos superficiales en párpados, córnea y conjuntiva, molestias que desaparecen con tratamiento en un máximo de 72 horas.

Sin embargo, así como la piel, los ojos nunca se recuperan de la exposición a los rayos ultravioletas; estudios muestran que la exposición a luz solar brillante puede aumentar el riesgo de desarrollar cataratas y degeneración de la mácula (disminución de la  visión central), ambas son causas de pérdida de visión entre los adultos mayores.

No todas las personas reaccionan de igual manera a la exposición de los rayos ultravioleta, hay grupos más vulnerables como lo son los niños quienes pueden presentar una conjuntivitis actínica, explica la Secretaria de Salud en un comunicado.

Al afectar más severamente a la piel que a los ojos, las autoridades sanitarias piden a la población proteger más del sol a la dermis y que aun así tomen medidas necesarias para ambas situaciones.

 

.

{ Comments on this entry are closed }

 

La prevención de alteraciones visuales en los niños

Considerando que la maduración visual del niño finaliza sobre los ocho años de edad es importante su diagnóstico y tratamiento lo antes posible

lavanguardia.com

El Dr. Juan José Rodríguez Ezcurra, oftalmólogo del Departamento de motilidad ocular y visión binocular del Centro de Oftalmología Barraquer explica que “la aparición de signos clínicos tales como la desviación de los ojos (estrabismo), temblor ocular (nistagmus) y pupilas de color blanco o grisáceo (leucocoria), obligan a descartar enfermedades oculares graves y malformaciones (catarata congénita, glaucoma, retinopatía prematuridad, colobomas,…) por lo que son motivo para acudir a la consulta del oftalmólogo”.

El fracaso escolar se asocia a problemas de visión

Las principales manifestaciones que deben alertar a padres y educadores son torcer la cabeza, parpadeo constante, visión borrosa, guiño ocular, visión doble, acercarse a los objetos o enrojecimiento ocular. El especialista comenta que “el tratamiento debe empezar lo antes posible, según la gravedad del caso y la precocidad en su aparición”. Además afirma que “el fracaso escolar está muchas veces relacionado con problemas de la visión, especialmente los casos que se asocian a defectos de refracción como la miopía, hipermetropía y astigmatismo”.

Alteraciones visuales más prevalentes

Los problemas más frecuentes en la vista son los debidos a los defectos de refracción, que pueden generar también un problema de ojo vago y/o de estrabismo. Asimismo el oftalmólogo describe que “hay defectos, como el estrabismo o la hipermetropía que pueden desaparecer con la edad. Si se explora y se constata que estamos ante un estrabismo secundario a hipermetropía (estrabismo acomodativo puro), cuya corrección es óptica, el desarrollo del ojo puede conllevar mejoría de la hipermetropía y en consecuencia estrabismo, por lo que son importantes las consultas oftalmológicas de seguimiento para su diagnóstico correcto”.

La importancia de las revisiones oculares

“Las consecuencias que puede tener el no actuar a tiempo son la aparición del ojo vago (ambliopía) y la pérdida de relación binocular (ausencia de la visión de relieve)”, argumenta el Dr. Rodríguez Escurra. Considerando que la maduración visual del niño finaliza sobre los ocho años de edad es importante su diagnóstico y tratamiento lo antes posible. Recomendamos que todos los niños pasen una revisión oftalmológica. Las revisiones oculares debe realizarlas el oftalmólogo, pero la orientación pediátrica es de suma importancia. También los profesores son de gran ayuda para la detección de algunos casos en el colegio.

Medidas preventivas recomendadas

“Las pautas de conducta recomendables para favorecer una visión sana pasan por medidas preventivas como la de adecuar la intensidad de luz, distancia de lectura, de televisión, ordenador y ergonómicas (posturales). Estas recomendaciones deben acompañarse siempre de una revisión oftalmológica, como mínimo, del bebé, a los 2 años y a los 4 años de edad pues la maduración del sistema visual finaliza sobre los 7-9 años y posteriormente ya no se podrá recuperar visión. Sin duda, con un diagnóstico precoz estamos a tiempo”, concluye el Dr. Rodríguez Ezcurra.

 

{ Comments on this entry are closed }

Estadisticas

Distribuidor Productos Herbalife en Perú .